29 de marzo de 2020

728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo
728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo

La cultura de la Prevención en España

La siniestralidad laboral ha sido y es uno de los problemas que más preocupa a la Junta de Andalucía y, especialmente, a la Consejería de Empleo, que se ha propuesto sembrar en la sociedad una cultura preventiva para evitar los accidentes en el trabajo.

Prueba de ello ha sido la creación en el seno de la Dirección General de Seguridad y Salud Laboral, hechos y realidades fundamentales destinados precisamente a la tarea de fomentar la prevención. Se trata de una nueva cultura que debe prevalecer no sólo en el mercado laboral, sino también en el germen de éste, en los futuros empresarios y trabajadores.

Allí entienden con mucha razón que inculcar la prevención en los más jóvenes es invertir en seguridad para el futuro, y no hay mejor forma de hacerlo que a través de la educación.

Los datos muestran una similitud entre los accidentes infantiles y los laborales, con importantes consecuencias sociales y económicas, y reflejan además la resistencia, entre los adultos, al cambio de adopción de hábitos preventivos. Por tanto, se hace necesario trasladar parte de la actividad informativa y formativa de la consejería a los niños y los profesores. Y es que el futuro trabajador como sujeto que adquiere una cultura de la prevención en edades tempranas es el centro de atención de las actuaciones de la Dirección General de Seguridad y Salud Laboral.

La Consejería de Empleo cuenta ya con dos grandes programas dirigidos al colectivo escolar: el Prevebús Joven, (que comentamos ahora),  arrancó el pasado mes de febrero y que pasa por las ocho provincias andaluzas, y “Aprende a crecer con Seguridad”, (que comentaremos mas adelante).

Tras la firma recientemente de un acuerdo de colaboración con Educación, la Consejería de Empleo ha emprendido el programa Prevebús Joven, que contempla la formación de 10.000 jóvenes de toda Andalucía de edades comprendidas entre los 14 y 16 años en prevención de riesgos laborales.

El programa cuenta con un presupuesto inicial de 300.000 euros y, en una primera fase, entre abril y junio, se desarrolló a través de autobuses articulados equipados con un aula itinerante, que visitaron centros de enseñanza secundaria de las ocho provincias andaluzas.

En cada centro se desarrollaron talleres dirigidos por un técnico de nivel superior en Prevención de Riesgos con experiencia docente, en los que participaron grupos de 15 alumnos que recibieron una introducción básica sobre la Seguridad Laboral y aprendieron, a través de un juego informático, el desarrollo de prácticas preventivas en el trabajo.

Dentro del programa también se desarrollan sesiones informativas, de una hora de duración, con el profesorado en las que se les solicita su colaboración y apoyo para trasladar a los alumnos valores preventivos y conductas de Seguridad Laboral en la vida diaria.

Está previsto contar con la participación de 2.000 profesores que recibirán además una Guía para el Profesorado de Enseñanza Secundaria elaborada por el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo y la Consejería de Empleo. Asimismo, se desarrollarán sesiones informativas destinadas a los padres de los alumnos.

Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *