14 de octubre de 2019

728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo
728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo

El flagelo social de accidentes y traumatismos

Cada día cientos de argentinos mueren por causas asociadas a traumatismos. Los especialistas proponen desterrar el concepto de accidente asociado a estas lesiones, porque en la mayoría de los casos son evitables.

La incidencia de los accidentes de tránsito y laborales, así como la ausencia de estudios epidemiológicos sistemáticos, son los responsables de que no se reconozca en su verdadera dimensión el grave problema que representa el traumatismo para la salud pública. Una de las claves es desterrar el concepto de accidente, muy arraigado, y adoptar la idea de enfermedad. Un accidente no se puede evitar, es impredecible y, por el contrario, los denominados traumas (o accidentes) son, en una gran cantidad de casos, prevenibles. Sin embargo, por día 120 argentinos mueren como consecuencia de un traumatismo provocado por un choque, una caída, un golpe o un acto de violencia.

Según estadísticas de la Sociedad Argentina de Medicina y Cirugía del Trauma, después de las enfermedades cardiovasculares y el cáncer, el trauma es la tercera causa de muerte para todos los grupos de edad y la primera para las personas de entre uno y 45 años. El 50% de los traumatismos es intencional (suicidios, homicidios, violencia en general) y la otra mitad no intencional (colisiones de vehículos, lesiones producidas en el trabajo, en el hogar, en los lugares de recreación y caídas en general).

La prevención del trauma se basa en tres estrategias indispensables: la primera, evitar el trauma; la segunda, atenuarlo (por ejemplo, con el uso del cinturón de seguridad en el auto o de un cortacorriente en el hogar); la tercera, atender integralmente el trauma una vez que se produjo.

Por los conceptos anteriores la Secretaría de Gobierno de Salud firmó recientemente un convenio con la Fundación Trauma para promover el manejo integral de las lesiones, conforme establece el Plan Nacional para el Manejo Integral de las Lesiones, con el objetivo primordial de afianzar la vigilancia y fortalecer la promoción y prevención de lesiones, así como el cuidado y registro del trauma en los servicios de salud.

El acuerdo, que fue rubricado en la sede de la cartera sanitaria, busca favorecer la atención de pacientes traumatizados en base al desarrollo de un sistema de datos que mejorará la calidad de atención y la prevención de estos eventos.

Se trata de la creación de un plan nacional de acción como un importante ejemplo de colaboración público-privada que complementa la tarea del Estado. Se espera que sea el comienzo de una relación fructífera para impulsar el trabajo en prevención en lesiones a partir de la integración de información que permita potenciar las habilidades y las capacidades de la salud pública.

El desarrollo del Programa Trauma en todas las provincias, a partir del trabajo articulado con Fundación Trauma, permitirá a los hospitales y sistemas de emergencia contar con datos estadísticos de lesiones para realizar estrategias focalizadas de control, mejora de la atención y prevención.

Cabe mencionar que las lesiones se encuentran entre los problemas de salud pública más destacados del mundo y que además de ser una de las principales causas de mortalidad, muchos de los traumatismos no fatales causan discapacidades de por vida y consecuencias para la salud, generando costos multimillonarios, no solo en atención médica, sino en la pérdida de la productividad de las personas afectadas.

Para tener magnitud de la problemática, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la muerte por lesiones es la tercera causa de fallecimientos para todos los grupos etarios y la primera entre 1 y 45 años de edad.

En Argentina, de acuerdo a los datos de la Dirección de Estadísticas e Información de Salud de la Secretaría de Gobierno de Salud, las lesiones traumáticas son la principal causa de muerte en niños y jóvenes, siendo las más frecuentes las provocadas por tránsito vehicular, las cuales representan el 25% de los fallecidos por lesiones.

A partir del acuerdo, las partes desarrollarán un sistema de información que contempla: la gestión integral del trauma en sus etapas pre-hospitalaria, hospitalaria y post hospitalaria; la implementación del sistema de registro desarrollado por Fundación Trauma como plataforma única y estandarizada de datos de pacientes traumatizados; el fortalecimiento de la capacitación de los equipos de salud para la atención de los pacientes traumatizados y la categorización institucional por complejidad asistencial y el desarrollo de estrategias de Gestión Continua de la Calidad.

Cifras que asustan

A nivel mundial, el número de afectados asciende a más de 1.2 millones, según cifras de la Organización Mundial de la Salud. Los siniestros viales son la principal causa de traumatismos encéfalocraneanos (TEC) en el país, seguido por caídas y agresiones físicas.

Por lesiones sufridas a raíz de accidentes de tránsito, en Argentina mueren cerca de 10 mil personas por año. A nivel mundial, la cifra asciende a más de 1.2 millones, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

A su vez, entre 20 y 50 millones de accidentados padecen traumatismos no mortales, aunque suelen sufrir en su mayoría consecuencias físicas, cognitivas y conductuales, por lo que los TEC se posicionan como la primera causa de discapacidad neurológica en adultos jóvenes.

Fuente: elcordillerano.com.ar

Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *