13 de noviembre de 2019

728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo
728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo

Colombia: ¿Son seguros los alimentos que consumimos?

Ante el alarmante aumento de las enfermedades de transmisión alimentaria, ETA, provocadas por la ingesta de alimentos y agua en malas condiciones, el mundo se une hoy, por primera vez, en torno a este tema que concierne a todos los seres humanos por igual. Así, para sensibilizar, concienciar y llamar la atención al respecto, la ONU declaró esta fecha, 7 de junio, como el Día Mundial de la Inocuidad de los Alimentos.

La inocuidad está definida como la incapacidad para hacer daño, se trata de un concepto que se refiere a la existencia y control de los peligros que puedan estar asociados a los productos destinados para el consumo humano a través de la ingestión, como pueden ser alimentos y medicinas.

La preocupación por la seguridad de los alimentos que se consumen a diario radica en el número de casos de enfermedades de transmisión alimentaria, denominadas ETA, provocadas por alimentos y agua.  La Organización de Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) presenta un estimado anual de 600 millones de casos en el mundo, que tristemente ocasionan la muerte a cerca de 3 millones de personas cada año.

En Colombia la celebración de este día mundial está siendo liderada por la Asociación Colombiana de Ciencia y Tecnología de Alimentos – ACTA, cuyo simposio bianual hoy será el marco perfecto para que todos los eslabones de la cadena alimentaria del país, tengan este 7 de junio el día de su integración
internacional.

Liliana Peralta, Ingeniera de alimentos y presidenta de ACTA, señaló que: “Para nosotros es muy importante este día porque la inocuidad de alimentos se da por sentada y no se reconoce todo el trabajo que hay detrás para evitar que los alimentos transmitan enfermedades y todos los que hemos sufrido alguna vez una intoxicación, sabemos que eso es posible. Para este año el lema es Inocuidad Alimentaria: ‘Un reto posible’ porque queremos hacer conciencia de que todos somos manipuladores de alimentos y que todos tenemos un compromiso con la inocuidad”.

Situación en Colombia

Solo hasta el año 2007 Colombia implementó la vigilancia de las enfermedades de transmisión alimentaria ETA y cada año ha venido aumentando el número de casos y brotes. Según el Instituto Nacional de Salud, en el año 2010 en Latinoamérica se presentaron más de 6.000 brotes de diversos tipos de enfermedades de origen de alimentos entre los años 1993 y 2002.

Información de ACTA señala que en la actualidad hay más de 200 enfermedades que son transmitidas a través de los alimentos, causadas por virus, bacterias, parásitos, toxinas o metales. Además recuerda la entidad que el principal lugar donde ocurren estos brotes de ETA son el hogar con un 49% seguido de los establecimientos educativos con un 14% y los restaurantes comerciales con un 9%”.
A nivel mundial, Colombia ocupa el puesto 49 en materia de inocuidad de los alimentos, dentro de los indicadores de seguridad alimentaria y nutricional a nivel del planeta, donde también se mide la disponibilidad y el acceso a los alimentos. El camino para lograr mejores estándares de seguridad es largo y se requiere un compromiso de todas las partes de la cadena: productores, transportadores, comercializadores y consumidores, además del control y vigilancia permanentes de las entidades involucradas y el gobierno nacional.

Peralta explica que “en un puntaje de 100 Colombia tiene calificación de 63 en lo que es calidad e inocuidad alimentaria versus un país como Estados Unidos que tiene un 85 de calificación. Sin embargo, este dato es necesario revisarlo porque muchos casos de intoxicaciones alimentarias se reportan simplemente como Gastroenteritis Viral, principalmente en zonas rurales o departamentos alejados de la capital como La Guajira, Vaupés o Guaviare, entre otros.

Durante el simposio que se realizará hoy en Bogotá se otorgarán algunos reconocimientos, entre ellos a la FAO por su labor diaria en favor de la seguridad alimentaria; al empresario Juan Manuel Niño, gerente de Larkin, compañía especializada en limpieza e higienización para la industria de alimentos y bebidas y a la Secretaría de Salud de Bogotá, por su trabajo en el control de enfermedades, en inspección y vigilancia relacionadas con la inocuidad de los alimentos.

Y, finalmente habrá un galardón especial para Adriana Coral, expresidente de ACTA y quien ha trabajado toda su vida en la inocuidad alimentaria.

Fuente: elnuevosiglo.com.co

Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *