24 de julio de 2019

728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo
728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo

Los accidentes de trabajo, en la agenda de los productores

Gran parte de los accidentes ocurridos en la actividad agropecuaria es producida por maquinaria insegura.
Según estadísticas de la Superintendencia de Riesgos del Trabajo de 2012, la actividad agropecuaria registra un importante índice anual de accidentalidad laboral, y ocupa el tercer puesto del índice de incidencia. Este dato cobra mayor relevancia cuando se considera que la gran mayoría de los establecimientos agrícolas involucran el trabajo de todo el grupo familiar, es decir jóvenes y adolescentes.

El Estado nacional promulgó el decreto 617 en 1997, donde establece los requisitos particulares para la actividad agrícola e incluye la maquinaria agrícola.
“Desde 1998 hemos elaborado normas técnicas para normalizar la seguridad en la maquinaria agrícola. Como resultado tenemos 24 normas IRAM que establecen los requisitos de seguridad mínimos que una máquina agrícola debe cumplir para minimizar los riesgos de accidentes.

Estas normas técnicas elaboradas ““y en especial la IRAM 8076-0:2011, Maquinaria Agrícola – Seguridad – Parte 0: Requisitos Generales”“ permiten aplicar en forma clara y concreta los requisitos indicados en el decreto 617/97″, expresó Jorge Blanco, líder de Proyecto de la Dirección de Certificación del Instituto Argentino de Normalización y Certificación (IRAM). La adhesión al cumplimiento de las normas IRAM es voluntaria para las empresas.

Blanco sostiene que a la hora de comprar una maquinaria agrícola hoy no sólo es necesario evaluar sus características técnicas, ya que puede ser muy avanzada en especificaciones pero obsoleta en materia de seguridad.

Etiquetas. Una vez que se considera que un equipo es seguro, es necesario observar el manual del operador, donde se desarrollan los detalles de manipulación desde que entra al establecimiento, el desmantelado y desechado.

El manual incluye la parte operativa, regulación, puesta a punto y seguridad, identificando los peligros a través de etiquetas de seguridad pegadas en la máquina.
Estas etiquetas poseen diferentes colores, de acuerdo con el tipo de peligro que ha identificado el fabricante. 

Las rojas advierten sobre lesiones graves, mientras que las amarillas corresponden a lesiones leves.
También hay otras etiquetas de importancia, de carácter orientativo, colocación de elementos de seguridad personal y otras operativas.
Otro aspecto importante que hace a la seguridad es que los accesos sean cómodos y seguros tanto para la cabina como el mantenimiento, con tres puntos de contacto, es decir un pie y dos  manos, por ejemplo.

También se deben observar los esfuerzos y la ergonomía de los mandos de operación, así como la ubicación de aquellos frecuentes y no frecuentes.
Los mandos de dirección de la máquina deben estar del lado derecho, y los de conducción del sistema operativo sobre la mano izquierda.

El IRAM tiene una página de internet (www.iram.gov.ar) donde constan las normas de seguridad para maquinaria agrícola, fabricantes, marcas y modelos que cumplen con sus normas. Actualmente el IRAM tiene certificadas 17 mil unidades y 21 modelos de máquinas que corresponden a las familias de forrajeras, cosechadoras, tractores y sembradoras.


Fuente: perfil.com

Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *