18 de junio de 2019

Los riesgos que faltan: Cianamida Cálcica y el Cloro

 

Cianamida Cálcica

Sinónimo: Carbimida cálcica

¿Qué es?

Es un polvo brillante de color gris-negrusco, de consistencia grasa al tacto. Se descompone en presencia de agua, liberando amoníaco.

¿Dónde se utiliza?
En la industria, la cianamida cálcica se utiliza para la producción de diciandiamida (que es la materia prima de la melamina) y cianuro cálcico. También se utiliza, como agente desulfurante, en la industria del hierro y del acero y para los procesos de endurecimiento del mismo.

Este producto se utiliza principalmente como fertilizante, pero también, en altas concentraciones, se usa como herbicida y como agente desfoliante para las plantas de algodón y como pesticida contra los topos y otros parásitos.

¿Qué riesgos tiene?
La exposición a la cianamida cálcica, encierra un riesgo de irritación de piel, mucosas y de intoxicación general. En contacto con la piel y mucosas produce ulceraciones cubiertas con escaras que curan lentamente. Las lesiones oculares son conjuntivitis y queratitis que pueden llegar a ulceraciones de las corneas.

En los casos más graves se observaron formaciones vesiculares con características que corresponden a quemaduras de segundo grado. Se han observado dermatosis (toda afección de la pieldermis) eritematosas en individuos expuestos a este producto, tanto en la industria como en la agricultura. Su entrada en el organismo a través del aparato digestivo o respiratorio se acompaña de dolor de cabeza, congestión de la mucosa, sensación de frío, náuseas, vómitos, taquicardia e hipotensión, en otras oportunidades ocurre rinitis con perforación del tabique nasal. En los casos graves puede aparecer colapso circulatorio.

¿Cómo se previene?
Los trabajadores pasarán exámenes médicos periódicos y se cuidará la observancia de las medidas de higiene industrial.

Deberán existir duchas oculares de urgencia.

La piel, ojos y el aparato respiratorio de los trabajadores expuestos a cianamida cálcica deben protegerse mediante la utilización de vestidos a prueba de polvo, un sistema de cierre hermético alrededor del cuello, protección ocular, equipos de protección respiratoria (máscaras antipolvo) y protección para las manos. Se estimulará a los obreros para que se duchen al final de los turnos de trabajo y antes de las comidas.

Se prohibirá el consumo de bebidas y alimentos en los puestos de trabajo y en especial las bebidas alcohólicas por su efecto potencializador.

Cloro

¿Qué es?
Es un gas de olor picante y color amarillo verdoso. Poco soluble en agua y soluble en álcalis.

El cloro se encuentra ampliamente distribuido en la naturaleza, pero nunca como gas libre. A escala comercial se produce, principalmente, mediante la electrólisis del cloruro de sodio (sal común) en forma de solución acuosa.

¿Dónde se utiliza?
El cloro es un poderoso desinfectante y se usa para el tratamiento de aguas, para la cloración del agua de beber, piletas de natación, etc y también como desinfectante de detritus.

Este producto se está utilizando cada vez más en forma de cloro gaseoso para reemplazar al polvo decolorante en los procesos de blanqueo o decoloración. La industria de pulpa y del papel, así como la textil, son todavía grandes consumidores de cloro. También se utiliza para blanquear celulosa en la fabricación de fibras artificiales.

La industria química actualmente, consume grandes cantidades de cloro para la producción de compuestos clorados orgánicos e inorgánicos, tales como cloruros metálicos, solventes, refrigerantes y polímeros.

¿Qué riesgos tiene?
El cloro es irritante de las mucosas oculares, de la nariz y de la garganta, que va en aumento hasta producir dolor agudo y quemante. Está irritación aparece también en el aparato respiratorio y en el pecho, desencadenándose una tos refleja que puede ser intensa y, a menudo, va asociada con dolor retroesternal y que incluso puede provocar el vómito. Que frecuentemente contiene sangre, debido a las lesiones de las mucosas. Otros síntomas frecuentes son dolores de cabeza, malestar general, ansiedad y sensación de sofocación.

Este producto reacciona con los líquidos orgánicos formando ácidos, y a altas concentraciones actúa como asfixiante al provocar espasmos en los músculos de la laringe y tumefacción de las mucosas.

La mayoría de los casos de muerte por intoxicación aguda se han producido por derrames masivos o explosiones de envases del gas.

También es frecuente el acné entre los individuos expuestos durante mucho tiempo a bajas concentraciones de cloro, que comúnmente se conoce como cloracné. También puede dañarse el esmalte dentario.

El cloro forma mezclas inflamables y explosivas con el hidrógeno, y con algunos compuestos orgánicos, como por ejemplo los hidrocarburos, alcoholes y éteres.

¿Cómo se previene?
Todos los trabajadores expuestos al cloro pasarán, por lo menos, un reconocimiento médico anual y, si es posible más de uno, especialmente después del ingreso. Las personas que sean susceptibles o padezcan enfermedades cardiopulmonares no podrán trabajar en industrias donde exista riesgo de contacto con cloro.

Es fundamental mantener la concentración de cloro en el aire por debajo de los límites de exposición.

Debe prestarse una rápida atención a las fugas en las conducciones, equipos y contenedores de cloro. Antes de proceder al trabajo normal de reparación, los tanques, conducciones y equipos afectados deben purgarse con aire seco y aislarse de cualquier otra fuente de cloro.

Los trabajadores deben familiarizarse con el empleo de equipos de protección respiratoria.

Dada la amplia gama de peligro que puede originar una fuga importante de cloro debe dedicarse un especial cuidado al entrenamiento de los trabajadores que han de mantener los controles.

El cloro libre destruye la vegetación por lo que se prohibirá terminantemente su liberación en la atmósfera.

Redacción Empresalud


Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *